DISFUNCION ERECTIL

La sexualidad es el resultado de la interrelación de factores orgánicos, circunstancias ambientales y fenómenos sociales. El estrés provoca un incremento de la tensión, estado nervioso y preocupación, que deriva en un aumento de segregación de adrenalina en el organismo. La adrenalina actúa como un potente vaso constructor, que reduce la capacidad circulatoria y puede provocar un problema de disfunción eréctil.

El estrés y la ansiedad nos afectan a todos de vez en cuando. La tensión, en pequeñas cantidades, puede ser positiva en ocasiones, ayudando a motivar al individuo en el incremento de su actividad. Pero mantener un estado de estrés constante es perjudicial para el organismo y puede desembocar en problemas de erección. Los hombres que tienen profesiones de mucha responsabilidad, y tendencia a sufrir ansiedad y estrés constante, tienen más riesgo de padecer una disfunción eréctil. Además, normalmente estos profesionales llevan una vida sedentaria y hacen poco ejercicio físico, suelen tener malos hábitos alimenticios y en el caso de los fumadores abusan más de la nicotina.

Una vida sexual sana y plena conlleva muchos beneficios para el organismo, ya que mantener relaciones sexuales acelera el ritmo cardiaco de una forma sana y mejora el estado general de las arterias. El estrés puede deberse a varios factores desde problemas económicos, presión en el trabajo o problemas en las relaciones. Tener problemas de disfunción sexual, a menudo, puede incrementarlos niveles de estrés en muchos hombres. No conseguir una erección satisfactoria provoca ansiedad y hace que el problema se agrave.

Los principales síntomas que provocan el estrés y la ansiedad son problemas de sueño, tensión muscular, ritmo cardíaco irregular, fatiga, mareos y respiración rápida o superficial. Ante estos síntomas, entre otros, los hombres suelen rechazar el acto sexual sin tener en cuenta que mantener relaciones sexuales relaja y ayuda a conciliar el sueño.

“Mantener relaciones sexuales frecuentemente supone un buen ejercicio para conservar en buen estado la circulación de la sangre y la elasticidad de las arterias de los cuerpos cavernosos” , “lo que facilita un correcto funcionamiento del sistema cardiovascular y disminuye la probabilidad de desarrollar un problema de disfunción eréctil”. 

                 Tratamiento del estrés: www.psicólogo-valencia.es

                                                                  www.psicologo-castellon.com


            

Deja un comentario