GHOSTING: CUANDO LA RELACIÓN VIRTUAL SE ROMPE.

Ghosting es un término anglosajón utilizado para referirse a cuando una relación afectiva virtual se rompe. Se trata de un fenómeno que tiene sus propias idiosincrasias. Las relaciones afectivas que se mantienen a través de las redes sociales, como Facebook, whatshapp, Line u otros soportes de mensajería son unas relaciones que se caracterizan por ser fácilmente manipulables, sobre todo cuando se establecen con personas con las que no se tiene otro tipo de contacto que no sea la redes. Se pueden establecer lazos afectivos fuertes con figuras que no son reales, y que igual que aparecen, llegados a un punto pueden llegar a romperse de forma brusca, ocasionando estados depresivos y ansiosos en la denominada víctima de “ghosting”. Con frecuencia las redes sociales suplantan el apoyo afectivo que debería proporcionar la familia y las amistades de toda la vida. Esto supone un gran riesgo, por cuanto se tratan normalmente de relaciones con un bajo nivel de compromiso y que se pueden romper fácilmente. Personas con graves problemas de dependencia emocional, pueden llegar a ser las que más problemas psicológicos sufran a consecuencia de una brusca ruptura de los lazos que le conectan con una persona con la que de forma continuada, durante un tiempo ha estado en contacto y ha llegado a intimar.
Fuente de la noticia: Periódico AM León (México).

Tratamiento de las consecuencias del ghosting :Javier Brotons. Psicólogo.                  Tel: 600440004. javier@psicologo-valencia.es

Deja un comentario